Nueva colaboración entre Diputación y Cáritas para atender a la provincia

A través del convenio suscrito entre Cáritas y la Diputación, la organización recibirá un montante de 20.000 euros para atender de forma temporal la cobertura de necesidades básicas de subsistencia en medios rurales.

La Diputación de Salamanca renueva su colaboración con Cáritas Diocesana de Salamanca para intervenir en situaciones de desamparo y prevención de riesgo de exclusión social de personas y familias que residan en algún municipio de la provincia y se encuentren en situación de vulnerabilidad o deban hacer frente a contingencias ineludibles de carácter económico.

A través del convenio suscrito entre Cáritas y la Diputación, la organización recibirá un montante de 20.000 euros para atender de forma temporal la cobertura de necesidades básicas de subsistencia y que, tanto por razones sobrevenidas como por falta continuada de recursos, las personas no puedan hacer frente a las mismas.

La prestación podrá dirigirse a cubrir los gastos de alimentación, cuidados personales esenciales y alojamiento temporal en casos de urgencia social. Asimismo, podrán cubrir los gastos de acceso a la escolaridad obligatoria y a servicios complementarios de asesoramiento y acompañamiento en función de las necesidades de la unidad familiar.

Para percibir este tipo de cobertura, los beneficiarios deben ser valorados conjuntamente por los trabajadores sociales del CEAS correspondiente y por un profesional de Cáritas, que establecerán un plan de actuación coordinado entre ambas instituciones.
Los beneficiarios deben ser personas o unidades de convivencia que residan en municipios de la provincia y se encuentren en situación de vulnerabilidad al disponer de ingresos menores a 500 euros al mes o inferiores a 750 euros al mes cuando se trate de una unidad de convivencia de tres o más miembros, pudiendo estar en situación de desempleo o empleo precario.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.