El fútbol sigue volcado con Rubén

El jugador del C.D. Navega, que continúa su recuperación, acudió el pasado sábado a presenciar el partido de su equipo en el campo Vicente del Bosque

Rubén, el jugador del Alevín B del Club Deportivo Navega, continúa inmerso en su recuperación para vencer a la dura enfermedad contra la que lleva varios meses luchando sin descanso. El pasado sábado acudió al campo Vicente del Bosque para presenciar en directo el partido que disputaba su equipo frente a sus ex-compañeros del Villares de la Reina. El encuentro se decantó del lado del C.D. Navega, que dedicó la victoria a Rubén, quien además bajó hasta los vestuarios para compartir, muchos meses después de tener que abandonar los entrenamientos y partidos, un agradable rato junto a sus compañeros y sus entrenadores.

Conocidos son ya los múltiples homenajes y muestras de apoyo que ha recibido Rubén durante estos meses por parte de jugadores de la talla de Messi, Iker Muniaín, Juan Mata, o equipos como el Real Betis, Unionistas, Guijuelo, Salmantino, y un larguísimo etcétera. A día de hoy siguen sucediéndose estos gestos que hacen más fácil la recuperación de Rubén, quien recibió el sábado de manos de la directiva del C.D. Navega las camisetas que los equipos de Ciudad Rodrigo, Cabrerizos y Vitigudino han enviado dedicadas y firmadas para él. Además, ha querido también aportar su granito de arena el árbitro de Primera División, Iglesias Villanueva, quien ha regalado una de sus camisetas al pequeño futbolista.

One Response to "El fútbol sigue volcado con Rubén"

  1. Oscar   13 abril 2018 at 7:51 pm

    Esta muy bien eso de que un club se vuelque con un niño como Rubén, y todos los famosos que por solidaridad lateral lo hacen; pero creo que los padres y niños de este equipo deberían aprender un poco de este niño y dejar de insultar a los padres del equipo contrario, en este caso los padres de los niños que van al colegio con Rubén y son sus amigos dese hace diez años al menos, e incluso a los niños, jugadores, del equipo en el que militó Rubén hasta que por decisión de sus padres fue incluido en el equipo en el que ahora milita. El esfuerzo de este niño merece toda mi admiración y respeto.
    Creo que la actitud de los padres y los niños de este equipo dista mucho de lo deportivo. Incluso cuando a un jugador del Villares se le propinó un patada muy antideportiva se pudo escuchar en la boca de alguna madre determinadas expresiones que como padre me entristecen porque así es como se llega al extremismo en el juego y pueden llegar las lesiones para los niños. Más, sabiendo, que los niños juegan sólo por diversión y no por una cuestión de vida o muerte.
    Sin más, sólo decir:
    FUERZA RUBÉN.

    Responder

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.