El Grupo Municipal Popular aprueba la moción por la que el Gobierno deberá devolver los documentos de Memoria Histórica

El Grupo Municipal Popular entiende que no cabe hablar sobre más entregas de documentos puesto que el Ministerio de Cultura afirmó en 2014 que con el envío de documentos aprobados entonces finalizaba el proceso de restitución de los documentos.

El Pleno Municipal ha aprobado este viernes la moción propuesta por el Grupo Municipal Popular para que el Gobierno de España haga cumplir la Ley y la Generalidad de Cataluña devuelva al Centro Documental de la Memoria Histórica los documentos que retiene indebidamente.

La moción recoge tres objetivos muy claros que son: el rechazo a la salida de documentos del Centro Documental de la Memoria Histórica; la petición al Gobierno de que exija a la Generalidad de Cataluña la devolución al CDMH de los documentos privados que no se hayan podido devolver a sus propietarios; y por último, instar al Ministerio de Cultura a que continúe desarrollando el Plan para el impulso del CDMH convirtiéndolo en una referencia nacional para la concordia y convivencia en democracia, y adaptando la denominación del mismo al objetivo señalado.

Tal y como manifestó el portavoz del Grupo Municipal Popular, Fernando Rodríguez, en la presentación del texto que se ha debatido hoy nos encontramos otra vez con el mismo guión y con los mismos actores, ya que en 2005 un Gobierno Socialista, presidido por José Luis Rodríguez Zapatero (y con la actual vicepresidenta del Gobierno de España, Carmen Calvo, como ministra de Cultura) pactó con los separatistas la aprobación de una Ley que permitiera el expolio del Archivo General de la Guerra Civil. Ahora, un Gobierno Socialista, presidido por Pedro Sánchez, en deuda con los separatistas catalanes, vuelve a utilizar el Patrimonio de todos los españoles para pagar su deuda con quienes quieren romper España.

El Grupo Municipal Popular entiende que no cabe hablar sobre más entregas de documentos puesto que el Ministerio de Cultura afirmó en 2014 que con el envío de documentos aprobados entonces finalizaba el proceso de restitución de los documentos. En cambio, el Ministerio (en nombre del Estado) debe ejercer todas las acciones a su alcance para hacer que la Generalidad de Cataluña cumpla la legalidad vigente, devolviendo al CDMH los documentos de particulares que le fueron entregados con la única finalidad de restituirlos a sus legítimos titulares y que, por diversas razones, no ha podido entregar a los mismos, manteniéndolos retenidos en su poder indebidamente la Generalidad de Cataluña.

Por otra parte, la Corporación Municipal también ha aprobado en su sesión plenaria de hoy la moción impulsada por el Grupo Municipal Popular en defensa de nuestra Constitución, reivindicando el éxito que supuso la Transición Española, y en concreto los acuerdos y consensos que surgieron de la misma, y que sentaron las bases del consenso constitucional que dio lugar a nuestro actual régimen de derechos y libertades.

Además, el texto defiende los símbolos que nos representan como nación y como españoles; la Monarquía parlamentaria como símbolo de la unidad nacional; el español como lengua común y el derecho de todos los españoles a utilizarla y aprenderla en cualquier parte del territorio, respetando siempre la existencia de las lenguas cooficiales reconocidas en los diferentes estatutos de autonomía; y la indisoluble unidad de la Nación española, apoyando la aplicación del artículo 155 de la Constitución Española para frenar el desafío independentista catalán y garantizar los derechos y libertades de todos los ciudadanos que viven en Cataluña.

La moción aprobada esta mañana recoge también el rechazo a la proposición de ley orgánica de reforma del Código Penal para la protección de la libertad de expresión, presentada por Unidos Podemos, y cuya toma en consideración en el Congreso salió adelante gracias al apoyo del PSOE. Dicha iniciativa, que pretende derogar los delitos de enaltecimiento del terrorismo, injurias a la Corona, ofensa a los sentimientos religiosos y ultraje a España, pone de manifiesto cómo desde la izquierda radical y el separatismo, con la cooperación necesaria del PSOE, se están intentando socavar las bases del consenso constitucional de 1978.



Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.