Las últimas familias en lista de reserva reciben el pago de ayudas al alquiler

De este modo la Junta completa un pago que no ha dejado fuera de la convocatoria a ninguna familia solicitante

La Consejería de Fomento y Medio Ambiente comenzará a abonar en los próximos días a las últimas 1.865 familias que se encontraban en lista de espera las ayudas al alquiler de vivienda, por un importe de 3.253.391 euros. Ha sido lo ha dado a conocer este martes, 25 de junio, el Boletín Oficial de Castilla y León con la publicación de dicha resolución.

De este modo, por tercer año consecutivo la Junta atiende a todos los solicitantes que han acreditado el cumplimiento de los requisitos de la convocatoria que, finalmente, en esta última de 2018, han sido casi 12.000 familias. El importe total ha ascendido a 18,5 millones de euros, un 21 % más de lo previsto inicialmente. El número de solicitantes que cumplían las condiciones en la convocatoria de 2018 que ahora se completa fue de 13.187; de ellos resultaron beneficiarios iniciales 9.310 familias, quedando en lista de reserva 3.877 solicitantes.

De los beneficiarios iniciales, acreditaron los requisitos necesarios un total de 8.534 familias, que ya recibieron el pago de sus ayudas durante el mes de marzo, por un importe de 12.903.591 euros. En el mes de mayo recibieron el pago de sus ayudas 1.458 familias de la lista de reserva, por un importe de 2.383.625 euros, agotando así los 15,3 millones que se habían presupuestado inicialmente en la convocatoria. Para abonar las ayudas a las 1.865  familias beneficiarias restantes, la Junta ha tenido que destinar 3,3 millones de forma extraordinaria, con lo que el importe total de las ayudas ha ascendido a 18,5 millones, un 21 % más de lo previsto inicialmente.

Ahora mismo la Consejería de Fomento y Medio Ambiente está trabajando ya en la convocatoria de 2019, dotada con un presupuesto de 15,3 millones y cuyo plazo de presentación de solicitudes terminó el pasado 7 de junio. Esta convocatoria ha continuado  dando prioridad a los colectivos más vulnerables como son las personas y unidades familiares con ingresos inferiores al IPREM, al no requerir un mínimo de ingresos. Estas ayudas continúan estando dirigidas tanto a personas solas como a unidades de convivencia y mantiene las tres novedades que se introdujeron el año pasado: la primera, se incrementa el límite máximo de ingresos llegando a tres veces el IPREM, frente a las 2,5 veces de convocatorias anteriores; la segunda, se incrementa el porcentaje de subvención hasta el 50 % para jóvenes menores de 35 años y para mayores de 65, diez puntos por encima del porcentaje de subvención general que se mantiene en el 40 %.  El periodo subvencionable continúa siendo de 12 meses, desde enero a diciembre de 2019.

 

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.