La iglesia de Santiago Apóstol de Valdelagua celebra 25 años

El templo fue costeado durante estas dos décadas por sus propios vecinos bajo la financiación de la Diócesis de Salamanca

La iglesia de Santiago Apóstol de la urbanización Valdelagua celebra este jueves, 25 de julio, su 25º aniversario. Se trata del único templo en Salamanca que ha sido costeado por sus propios vecinos a través de diferentes cuotas mensuales y donaciones, con un adelanto del coste del proyecto por parte de la Diócesis de Salamanca.

Antes de abrirse las puertas de este templo, las misas se realizaban en unos locales (ahora de Cruz Roja) que por aquel entonces eran del empresario y promotor de la urbanización, Mariano Rodríguez. En mayo de 1994 ya registraron la necesidad de un centro parroquial y tuvieron varias asambleas de vecinos para que cediesen un terreno propio.

La primera piedra se colocó en 1998, con el entonces obispo don Braulio Rodríguez. La cuota inicial era voluntaria, de unos 30 euros mensuales actuales, por aquel entonces en pesetas. Durante los últimos 20 años se ha ido pagando a la Diócesis la cantidad adelantada, primero, con el apoyo de unas cien familias, que más tarde se fueron reduciendo a 70. El templo puede acoger hasta 400 personas y dispone de varios salones donde realizan diferentes actividades pastorales, como la catequesis. La inauguración de la iglesia, dedicada a Santiago Apóstol, tuvo lugar durante esa festividad, el 25 de julio de 1999.

Actos conmemorativos

Con motivo de la celebración del 25 aniversario de esta iglesia se han programado una serie de actos que comenzarán el miércoles, 24 de julio, a las 20:00 horas con la inauguración de una exposición fotográfica titulada ‘Memoria agradecida’, con un repaso de estos 20 años y una posterior tertulia con los sacerdotes que han pasado por allí en este tiempo, así como las personas implicadas en el proyecto.

El 25 de julio se conmemorará la festividad de Santiago Apóstol con una eucaristía en honor a su imagen titular, a las 20:00 horas, y la posterior procesión por las calles de la urbanización. La jornada concluirá con una merienda fraterna en la arboleda. Por último, el viernes, 26 de julio, a las 20:00 horas, tendrá lugar un concierto ‘Por el futuro’ organizado por un pequeño grupo de vecinos músicos.

Deje un comentario

Su dirección de correo no será publicada.